Etiquetas

, , , , , , ,

Pasamos como una ráfaga de viento huracanado y poco pudimos ver. Pero prometemos hacer un desarrollo más amplio de la septiembre. Con tanta prisa y tanto material, un poco más y nos da un síncope. Entre el mal de Stendhal y los cafés abarrotados, hubo momentos en los que la ansiedad casi nos hace perder la cabeza. Y como no sabemos por donde empezar, el orden lo van dictando las sensaciones.

En esta pequeña instalación de los hermanos Bouroullec queda resumido el paso por la Maison&Objet. Omnipresentes en los últimos tiempos, la pareja ha sido parte de los homenajeados y adorados de esta edición. Pero no nos podemos entretener, así que lo mejor es dar un pequeño paseo por este gigantesco paraíso de la decoración. Todo apabullantemente hermoso, perfectamente colocado, teatral hasta el aplauso y dispuesto para hacerte sentir en mil casas que no son la tuya, pero que podrían ser.

Una casa de lujo y exageración para comportarte como Jean Harlow durante breves minutos y ahogarte en una botella de Veuve Cliquot. O como en la siguiente, abandonarte a los pensamientos mínimos y futuristas con Bosa y Jaime Hayon.

Bosa

Después volverte clásico y francés para convertir tu hogar en el Grand Hotel de la mano de Mis en Demiure. Aviso Greta Garbo no se incluye en el precio.

Mis en Demiure

Relajarte del lujo canónico, buscando el color, dejando que tu cabeza se llene de pájaros o tu pared de cebras con los papeles pintados de Designers Guild.

Designers Guild

Designers Guild

Salir a la caza y captura de la lámpara ideal y darte cuenta que necesitarás muchos techos para cumplir tus deseos, porque no sabrás si  prefieres una cascada de cristales, el chandelier deconstruido, la bola del mundo, el racimo de uvas, el cartón reciclado o el cristal de murano. El universo es tan amplio que hacen falta tres centrales hidraúlicas para contemplar toda las luminiarias de la Maison. Catellan, Anthologie Quartet, Formia y Moaroom entre otros mil.

Catellan

Anthologie Quartet

Formia

Moaroom

Después, ya con las pupilas dilatadas, a pesar de la luz recibida, acercarse a los pequeños detalles. Porcelana de Pols Pottern, vintage moderno de Astier de Villate, ubicuo Lladró o curisosidades de Artcopi.

Pols Pottern

Astier de Villate

Atelier Metropoli de Hayon para Lladró

Artcopi

Ya con la cabeza rebosando, atacar opciones más livianas de forma, que no de contenido, para relajar un  poco las neuronas y no estallar por el exceso de estímulos. Interiores destilados en Ligne Roset y Zanotta y un pequeño desliz de director de arte con la silla Pantone.

Ligne Roset

Zanotta

Pantone Chair

Y para terminar, aunque no por último (podéis seguir en Flickr Taller y Medio) algunos caprichos para disfrutar sin más. Boudoir pour las femmes en Clement & Lise, lámparas Serip, y reproducciones de clásicos en Tailladart .

Clement&Lise

Taillardat

Serip

Lo dicho, volveremos con la edición de septiembre, mineralizados y redecorados.  A la prochaine Maison&Objet.